Con la intención de ahorrar dinero en las obras de su hogar, hay quienes deciden lanzarse por su cuenta con la reforma de su cocina. Si bien en un principio puede parecer la alternativa más económica para renovar la cocina, lo cierto es que esta opción supone un error, ya que no se cuenta ni con los conocimientos necesarios ni con las herramientas y materiales idóneos para ello.

Además de suponer una considerable inversión de tiempo, no contar con profesionales del sector puede traer consigo toda serie de imprevistos durante el proceso. Deposita tu confianza en los profesionales: ponte en manos de Arcomobel.

Primar estética frente a funcionalidad

Uno de los principales errores a la hora de hacer reforma en la cocina es centrarse en la parte visual de la obra, sin tener en cuenta que el proyecto resulte práctico y utilitario. Si bien es importante tener en cuenta la estética, nunca hay que olvidar que lo esencial es que la estancia resulte útil.

En Arcomobel queremos que todos los componentes de tu cocina se integren a la perfección, ofreciendo una imagen armónica de la estancia. Es por ello por lo que trabajamos con marcas de calidad, empleando elementos como los elegantes cajones Legrabox de Blum. Sencillez, distinción, funcionalidad… y las mejores garantías para un resultado inmejorable. ¿No te parece ideal para tu hogar?

Falta de previsión del resultado final de la cocina

Otro gran fallo al reformar una cocina es el de no hacer hincapié en los detalles antes de ponerse manos a la obra. Aunque siempre puede surgir algún imprevisto, en cuestiones de obras resulta imprescindible atar todos los cabos previamente para evitar futuros problemas. Así, en la creación de nuestros diseños, la tecnología juega un papel esencial. Recrear el aspecto final ayuda a sortear posibles inconvenientes durante el proceso. Es por ello por lo que en Arcomobel recurrimos a avanzados programas software en 3D. Para llevar a cabo la simulación de cada cliente, nuestro equipo tiene en cuenta toda una serie de factores como sus gustos, necesidades, estilo de vida… ¿El objetivo? ¡Ofrecer soluciones completamente personalizadas!

Ya lo sabes: si tienes en mente renovar tu cocina, recuerda que en Arcomobel nos adaptamos a tus gustos y necesidades, creando espacios únicos y totalmente optimizados. Contamos con una amplia experiencia en la confección de cocinas laminadas, cocinas lacadas y cocinas de madera.

Importante: con el fin de ajustar mejor el coste, te aconsejamos facilitar un plano o dibujo de tu cocina. Si no dispones de material gráfico, nosotros mismos -siguiendo rigurosamente las recomendaciones de higiene y prevención- acudiremos a tu vivienda para tomar medidas.

Abrir chat